Locura en China para comprar botellas de aire fresco de Canadá a… ¡casi 20 euros!

  • Los dueños de una empresa canadiense comercializan este producto, que se vende como pan caliente en Pekín, tras la alerta roja por contaminación.
  • Ahora planean expandir su negocio a otros países: su iniciativa también ha despertado interés en lugares como Irán y Afganistán.

nmj (902 x 450)

Los ciudadanos chinos están enfervorizados por la última tendencia que se impone en el mercado del gigante asiático. Se han volcado de lleno a la compra masiva de botellas rellenas de aire fresco, procedente de las montañas rocosas de Canadá. Estos productos que acaban de salir a la venta cuestan entre 13 y 19 euros, dependiendo del tamaño. Y se venden como pan caliente…

Cuando al canadiense Moses Lam, cofundador de la empresa Vitality Air, se le ocurrió la idea que planteó a sus amigos, todos lo tomaron para la risa. Pero su ingeniosa propuesta tenía un fundamento muy serio. Tanto Lam como su socio Troy Paquette tuvieron en cuenta la “alerta roja” por el smog tóxico que padece Pekín. Del 8 al 10 de diciembre, esta ciudad ha experimentado una medida drástica (la más alta en el sistema de cuatro niveles, adoptado hace dos años) por su pésima calidad del aire. La semana pasada, la situación obligó incluso al Gobierno a solicitar que niños y ancianos permanezcan en el interior de sus casas.

Lam ha explicado que para traer el aire puro viaja cuatro horas a las montañas y pasa 10 horas embotellando el aire en el lago Louise de Edmonton. “Requiere mucho tiempo porque cada una de estas botellas es embotellada a mano. Estamos lidiando con aire fresco, queremos que sea fresco y no queremos pasarlo a través de máquinas que están aceitadas y engrasadas”, dijo el fundador de Vitality Air.

Secreto comercial

Como si fuera la fórmula de la Coca Cola, tanto Lam como Paquette no se animan a revelar el mecanismo para capturar el aire. “Por ahora es un secreto comercial”, sostienen.

Es tal la demanda de los chinos, que “ahora estamos recibiendo una gran cantidad de órdenes por adelantado para nuestro próximo envío. Nos estamos acercando a la marca de 1.000 en apenas unos pocos días”, ha manifestado Harrison Wang, director de operaciones de Vitality Air en China.

Lam dijo a The Daily Telegraph que su primer envío de 500 botellas fue vendido en cuatro días, y una caja que contiene más de 4.000 está camino a China. Se han quedado sin stock. Además de China, los socios de Vitality Air planean expandir su negocio a otros países: su producto también ha despertado interés en lugares como Irán y Afganistán.

No es la primera vez que ocurre algo similar en China. Para promover el turismo en la zona y para crear conciencia sobre la crisis de la contaminación del aire, la empresa Laojun Mountain Natural Reserve Development Co. dio en 2014 a los residentes de Zhengzhou (una de las ciudades más contaminadas del país) la oportunidad de respirar aire fresco de montaña en bolsas selladas.

Por otra parte, los clientes de un restaurante de la ciudad de Zhangjiagang, en la provincia oriental china de Jiangsu, se han visto obligados a pagar un pequeño cargo -el equivalente a 15 céntimos de euro- por respirar aire limpio. El recargo aplicado estaba pensado para amortizar varias máquinas de filtración de aire compradas recientemente.

lainformación
Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s